LA SUTIL VOZ

Existe un místico sonido que el YOGUI debe aprender a escuchar. Los AZTECAS conocieron ese místico sonido. Recordemos al cerro de CHAPULTEPEC. Un códice mexicano representa sobre el cerro a un grillo. En la Roma Antigua de los Césares el grillo era vendido entre jaulas de oro a precios elevadísimos. Los magos de la antigua Roma compraban ese animalito para emplearlo en la Magia Práctica.

Si tenemos ese animalito cerca a la cabecera de la cama, y si meditamos en su canto delicioso, entonces escucharemos la sutil voz en instantes de estar dormitando. Este fenómeno es semejante al de dos pianos Igualmente afinados. Si tocamos por ejemplo, la nota SI de cualquiera de los dos pianos, en el otro piano se repite la misma nota sin que mano humana la toque. Este es un fenómeno vibratorio muy interesante que cualquiera puede comprobar. Cosa exacta sucede con el canto misterioso del grillo. Dentro del cerebro humano existe el místico sonido que resuena cuando el animalito canta. Es cuestión de afinidad y vibración.

No es problema la alimentación de ese animalito, sabemos que se alimenta de vegetales, también se come la ropa en las casas de familia, y la gente le teme porque nadie quiere perder su ropa. Cualquiera puede conseguir ese animalito en el monte.

Aquel que sabe escuchar la sutil voz, puede salir instantáneamente en cuerpo astral cada vez que quiera. Si el devoto se concentra en el canto del grillo... si el yogui medita en el canto del grillo... si el yogui se adormece escuchando ese canto, pronto resonará dentro de su cerebro el mismo canto, el místico sonido, la sutil voz. Entonces las puertas del misterio están abiertas. En esos instantes puede el Gnóstico levantarse de su lecho con toda naturalidad y salir de su casa en cuerpo astral.

No se trata de levantarse con la mente, lo que estamos diciendo debe traducirse en hechos. Levántese el devoto, levántese de su cama con entera naturalidad que la naturaleza se encargará en esos instantes de separar el cuerpo astral del cuerpo físico.

Fuera del cuerpo físico sentimos una voluptuosidad espiritual deliciosa. No hay mayor placer que aquel de sentirse el alma desprendida. En los mundos superiores podemos platicar con los DIOSES INEFABLES. En los mundos superiores podemos estudiar a los pies del Maestro. Así nos libertamos de tanta teoría, así bebemos en la fuente viva del conocimiento.

Todo devoto debe aprender a escuchar la sutil voz. Con el místico sonido, el devoto puede realizar maravillas y prodigios.

Si el devoto quiere escuchar el místico sonido su concentración debe ser perfecta. Al principio el estudiante escuchará muchos sonidos, pero si se concentra con intensidad en el canto del grillo, al fin logrará escucharlo. Entonces habrá VICTORIA. Con el místico sonido llegamos inevitablemente a la ILUMINACIÓN.

El místico sonido en última síntesis procede del corazón tranquilo. El origen remoto del místico sonido debemos buscarlo en la MADRE DIVINA. El devoto debe orar mucho rogándole a la DIVINA MADRE, que le conceda la gracia de escuchar el místico sonido.

Con la gracia de la MADRE DIVINA todo devoto puede tener la dicha de escuchar el místico sonido que nos permite la salida instantánea en cuerpo astral.

El devoto que quiera realizar con éxito estas prácticas debe entregarse a la meditación interna cuando verdaderamente se sienta con bastante sueño. Sabed que TODO EJERCICIO ESOTÉRICO DE MEDITACIÓN CON AUSENCIA DEL FACTOR SUEÑO, ES DAÑOSO, INÚTIL, ESTÉRIL. DAÑA LA MENTE Y ARRUINA EL CEREBRO.

La meditación interna debe combinarse inteligentemente con el sueño.

Si el estudiante Gnóstico desafortunadamente no tiene en su poder el maravilloso animalito mencionado en este capítulo, entonces debe hacer resonar la letra S, así: Sssssssssssss, como un silbo muy fino y delicado (LABIOS ENTREABIERTOS Y LOS DIENTES DE ARRIBA TOCÁNDOSE CON LOS DIENTES DE ABAJO) detrás de ese finísimo sonido, se halla la sutil voz que nos permite la salida instantánea en cuerpo astral.

Para la meditación interna debe escoger el devoto una posición bien cómoda. A continuación vamos a mencionar dos posiciones bien cómodas.

POSICIÓN DE HOMBRE MUERTO

Acuéstese el devoto en posición de cadáver. Coloque los brazos a los costados apoyados sobre la cama o sobre el suelo (DONDE SE HALLE ACOSTADO) Estire bien las piernas como la tienen estiradas los cadáveres, junte luego los talones entre sí separando las puntas de los pies a derecha e izquierda en forma de abanico.

POSICIÓN DE ESTRELLA FLAMÍGERA

Acuéstese el devoto en posición de estrella flamígera, abriendo las piernas y brazos a derecha e izquierda y con el cuerpo bien relajado, tenemos la figura de la estrella de cinco puntas. Esta es la posición de MAESTRO. Los grandes MAESTROS utilizan esta posición para la meditación interna. Ante esta figura huyen los tenebrosos llenos de terror. Cuando el MAESTRO se levanta deja allí su semejanza flamígera que hace huir a los tenebrosos.

Los devotos no deben meditar con el estómago lleno. Es necesario que los devotos dejen el pecado de la GULA. Se deben hacer tres comidas al día.

DIETA ESOTÉRICA

DESAYUNO: Pan tostado con miel de abeja y leche caliente. Pueden añadirse al desayuno algunas frutas.

COMIDA DEL MEDIODÍA (Almuerzo): El almuerzo (COMIDA EN MÉXICO) debe ser a base de vegetales y frutas. También se deben comer toda clase de granos. La carne está prohibida a los hermanos de la senda.

CENA: Leche caliente y pan con miel de abejas. Eso es todo; nada más.

La meditación debe realizarse a las diez de la noche. También se debe meditar al amanecer. Si el estudiante practica a las 10 de la noche y al amanecer, progresará entonces rápidamente.