DISCURSO GNÓSTICO SOBRE LOS TIEMPOS POSTREROS

 Discurso Gnóstico sobre los Tiempos Postreros Distinguidos hermanos de nuestro Movimiento Gnóstico en la República del Brasil. A vosotros me dirijo.

Ha llegado la hora de trabajar en forma intensiva por la Gran Obra del Padre. Recordad, mis estimables hermanos, que los TIEMPOS DEL FIN han llegado...

En el Mundo Causal, estuve investigando el porvenir que le aguarda a nuestro Planeta Tierra. Incuestionablemente, el panorama se presenta sombrío. Quiero deciros, en forma clara, que la humanidad entera tendrá que pasar por un GRAN CATACLISMO...

Cuando observaba, en el Mundo de las Causas Naturales, pude ver a nuestro planeta rodeado por doce Gigantes tremendos. Indudablemente, estos últimos, en sí mismos, representaban a las DOCE CONSTELACIONES DEL ZODÍACO. Parecían doce Titanes de color negro, viva fisonomía del odio que actualmente reina sobre la faz de nuestro afligido mundo...

Obviamente, el KARMA ZODIACAL que tenemos es pavoroso. Y conforme miraba en el Akasha Puro, pude comprender también que habrá un acontecimiento extraordinario, un evento horripilante, una Catástrofe Cósmica...

GENTES DE OTROS MUNDOS vendrán con sus Naves para tomar fotografías de la Gran Tragedia. Ellos querrán conservar en sus museos, en sus bibliotecas, los recuerdos vivos de una humanidad perversa que fue castigada.

Al observar, en el espacio, una música deliciosa, una sinfonía trágica me comunicaba en detalles todo lo que ha de sobrevenir antes del Cataclismo Final. Aquella música, aquella sinfonías, aunque preciosas, encerraban, en sí mismas, un contenido trágico: Me decían que antes del cataclismo y por todos estos tiempos, habrán guerras y rumores de guerras; enfermedades desconocidas, nunca antes vistas; revoluciones de sangre y de aguardiente, los seres humanos se levantarán unos contra otros y todos contra todos; se multiplicará la barbarie por donde quiera, habrán crímenes inenarrables y el mal (desde estos mismos momentos en que estamos hablando), irá de mal en peor, de peor en peor...

El día de la Gran Catástrofe, mis caros hermanos, todo realmente estará asolado... Se trata de un MUNDO GIGANTESCO que viene navegando a través del espacio infinito; un mundo loco, dislocado de cualquier otro sistema planetario. Los científicos opinan que, tal planeta, habrá de hacer colisión con el nuestro por el año de 2400 y tantos. La Venerable Gran Logia Blanca me ha dicho que la colisión será, exactamente, en el año 2500. Pero antes de tal fecha, todo será dolor, amargura; no podemos esperar por este tiempo nada bueno.

Cuando aquel planeta se vaya aproximando más y más, olas embravecidas, nunca antes vistas, azotarán las playas; las radiaciones quemarán todo aquello que tenga vida. Habrá un instante (y eso lo saben todos los mejores Profetas) en que aquel planeta se colocará entre el Sol y la Tierra. Entonces, habrá una noche, sí, producida por un eclipse que durará varios días; noche de espanto y de horror como jamás nadie ha visto antes.

El acercamiento, cada vez mayor, de aquella masa gigantesca, atraerá el fuego líquido del interior de la Tierra hacia la superficie y brotarán volcanes por donde quiera. Esto irá acompañado de terribles terremotos y grandes maremotos.

Las ciudades más poderosas caerán hechas ruinas como castillos de naipes y no habrá remedio; la radiación atómica infectará todo el planeta Tierra. Y por último, al mayor acercamiento de aquella masa, hará que el depósito de Hidrógeno planetario explote y, como en un holocausto ígneo, arderá nuestro mundo y “la Tierra y las obras y todos los que en ella existen serán quemados y los elementos ardiendo serán desechos”. Cuando finalmente las dos masas planetarias se choquen, ya no habrá nadie vivo.

Estamos, pues, mis caros hermanos brasileños, en el principio del fin. Todo lo que se escribió del “Apocalipsis” de San Juan es para estos tiempos, no lo olviden. En cierta ocasión, mi Madre Divina Kundalini, tomando la palabra me dijo:

– Ya todo está perdido. El mal del mundo es tan grande que ya llegó hasta el Cielo. Babilonia, la Grande, la madre de todas las fornicaciones y abominaciones de la Tierra será destruida, y de toda esta perversa civilización de víboras no quedará piedra sobre piedra... Asombrado, la interpelé, diciendo:

¿Entonces estamos ante un callejón sin salida, Madre mía? Ella me respondió:

¿Quieres hacer un negocio conmigo?

¡Si! Le contesté afirmativamente. Entonces, me dijo:

ABRE TÚ EL CALLEJÓN SIN SALIDA Y YO LOS MATO...

Reflexionad en esto que estoy diciendo, mis caros hermanos brasileños. Para que la Madre Divina Kundalini (en su tercer aspecto, como Terror de Amor y Ley), hable en esa forma, tiene que haber algo muy terrible, algo pavoroso, tiene que haber llegado la maldad hasta el colmo de los colmos.

Recuerdo que, después de haber platicado con la Adorable en esa forma, pasaron, cerca nosotros, unas Damas Iniciadas que habían llegado al Nacimiento Segundo (es claro que habían fabricado los Cuerpos Existenciales Superiores del Ser e irradiaban Luz), mas ni siquiera se inclinaron ante la Divina Madre, mucho menos me saludaron a mí que no valgo nada. Mi Madre dijo:

Estos dos veces nacidos que hay ahora voy a tener que examinarlos detenidamente. Le dije yo también:

Sí, es que todavía estas Damas conservan dentro de sí restos de la Gran Ramera cuyo número es 666. No han disuelto completamente el Ego...

Después, algunos Maestros cerca nosotros se inclinaron reverentes. Luego que continuaron su marcha me dijo mi Madre:

¡Éstos son Hijos del Sol!

¡Así es! Le respondí.

Pasados aquellos días, mis caros hermanos, vi confirmadas las palabras de Devi Kundalini Shakti: El Pakistán, dio en aquella época un millón de muertos. Terribles ciclones y terremotos produjeron tan gran catástrofe. En el Perú, por aquellos días, dio 70 mil muertos con los terremotos que hubieron, y un agua negra y pestilente brotaba de entre el interior de la tierra.

Conforme ha ido pasando el tiempo, he ido también comprobando las palabras de Devi Kundalini Shakti: Los terremotos se multiplican; en estos instantes Managua, la capital de Nicaragua, ha sido destruida. Es imposible saber que cantidad de muertos han habido. La prensa ha dicho que 5.000 y otras veces que 20.000. Los cadáveres están debajo de las ruinas y apestan; se ha resuelto quemar los cadáveres. El gobierno ha ordenado a todos los habitantes desocupar la ciudad. Así están las cosas, mis caros hermanos...

La guerra en el Vietnam se intensifica; Estados Unidos ha arrasado con pueblos enteros en el Viet Cong; el Medio Oriente arde: No ha sido posible arreglo ninguno entre los Judíos y los Árabes; por donde quiera, aumentan las dificultades y los odios se multiplican incesantemente.

Van pasando los tiempos y también vamos confirmando, una a una, todas las profecías: Las que se hicieron en los antiguos tiempos y las que ha tocado hacer a mí en el presente. Vistas todas estas cosas, mis queridos hermanos brasileños, nos hemos lanzado a formar el EJÉRCITO DE SALVACIÓN MUNDIAL con el propósito de abrir el callejón sin salida.

¿Queréis vosotros aprovecharlo? ¿Queréis vosotros formar parte de este ejército? ¿Estáis dispuestos a aprovechar el paso que vamos abrir en ese callejón sin salida?

No hay más remedio: O lo aprovecháis o no lo aprovecháis. Si lo aprovecháis, mejor para vosotros. Si no lo aprovecháis, tendréis que pasar por la Gran Calamidad. Vosotros deberéis resolverlo, mis caros hermanos. Muchos de vosotros se dirán a sí mismos: “Pero bueno, si el acontecimiento habrá de suceder en el año 2500, ¿qué importa a la Ciencia y qué a nosotros?” Así piensan los que tienen la Conciencia dormida. ¡DESPERTAD, POR FAVOR. Despertad!

Estos que ahora viven, vivirán en el año 2500; y los cuerpos que actualmente tenéis perecerán pero en el año 2500 tendréis nuevos cuerpos. Y seréis testigos de la Gran Catástrofe y pereceréis en ella.

Podrían objetárseme también: “De alguna manera debemos morir, entonces, ¿qué?” No, no se trata solamente de la muerte física, mis caros hermanos. Es obvio que todos aquellos que perezcan en la Gran Calamidad que se avecina, en la colisión de mundos que vendrá, entrarán a INVOLUCIONAR dentro de las Infradimensiones de la Naturaleza y del Cosmos.

Quiero que sepáis que los MUNDOS INFIERNOS existen bajo la epidermis de la Tierra, y que allí existen también procesos involutivos descendentes terribles; que quienes ingresan en los Mundos Infiernos, tienen que involucionar en el tiempo, pasando por estados animálicos, vegetaloides y por último mineraloides.

No es nada agradable vivir en estas Regiones Infernales. Normalmente, los humanoides moran allí, o viven allí por el espacio de 8.000 a 10.000 años. Sólo los perversos, demasiadamente perversos, es decir, los Hitler, los Mussolini, los Tántricos Negros, los Magos de la Mano Izquierda, etc., etc., pueden vivir Maha-Manvantaras enteros en los Mundos Infiernos antes de su desintegración final.

El tiempo allí es terriblemente doloroso y sumamente largo. En aquellas regiones las Leyes se multiplican y la vida se hace espantosamente complicada y amarga. Allí reina el tedio, el dolor, la materialidad, la grosería, el sufrimiento más espantoso...

¡Reflexionad, hermanos! Es cierto que los que allí moran al fin llegan a la Muerte Segunda. Sí, no lo ignoramos. También es cierto que de allí se escapan con la Muerte Segunda, porque allí se desintegra el Ego y la ESENCIA, es decir, el Alma (lo mejor, lo más digno, lo más decente que llevamos dentro), aflora, sale a la superficie, a la luz del Sol, para recomenzar la jornada, para volver a una nueva Evolución, para iniciar una nueva marcha que ha de comenzar por el Mineral, continuar por el Vegetal, seguir en el Animal y luego, por último, reconquistar el Estado Humano que otrora se perdiera.

Mas os digo, hermanos, no es nada agradable vivir 8.000 ó 10.000 años involucionando entre las Tinieblas Exteriores donde no se oye sino el llanto y el crujir de dientes. ¡Pensad en esto, mis caros hermanos!...

Mejor es que formemos el Ejército de Salvación Mundial, que cooperemos para el bien común. Me parece que todos unidos podemos trabajar en la Gran Obra del Padre. Me parece que todos unidos podemos aprovechar este callejón que en estos momentos estoy abriendo.

Aquellos que no perezcan en la Gran Tragedia, en la Gran Catástrofe, serán salvados. No me refiero a la SALVACIÓN meramente FÍSICA, sino también a la ESPIRITUAL (evitarán entrar en semejantes Regiones Tenebrosas después de la muerte). Aquellos que no perezcan, aquellos que sepan aprovechar el callejón que ahora estamos abriendo, serán llevados a otro mundo, a otro planeta del espacio, antes de la Catástrofe Final.

Lo que os digo, mis caros hermanos, lo sé por información directa de la Venerable Gran Logia Blanca. Dichosos los que sepan aprovechar, pues, la oportunidad que se les brinda. Ésos, después de algún tiempo, después de que pase un período de tiempo más o menos largo, que puede durar algunos millones de años, serán traídos de regreso a este mundo.

Pero a un mundo ya transformado. A un mundo donde solamente existirá el AMOR y la SABIDURÍA. A un mundo que habrá cambiado totalmente, con una fisionomía nueva, mares nuevos, montañas nuevas; es decir, serán traídos a la “FUTURA JERUSALÉN” de la cual nos habla el “Apocalipsis” de San Juan...

Recuerden ustedes que Pedro también nos habló de “cielos nuevos y de tierra nueva, porque el mar que se fue ya no lo es”...

Esos que sean salvados, vivirán la futura Sexta Raza. Sí, y quiero que ustedes lo comprendan. Así pues, mis caros hermanos, escoged el Camino.

¡Hermanos brasileños, ayudadnos y ayudaos a sí mismos! ¡Vamos entre todos nosotros a formar el Ejército de Salvación Mundial! ¡Vamos todos por pueblos y montañas, por ciudades y aldeas, preconizando el Verbo de la Era del Acuarius, LANZANDO A LOS CUATRO VIENTOS EL EVANGELIO de esta Nueva Edad!

Cuanto más trabajéis vosotros en favor de vuestros semejantes, cuanto mayor gentes traigáis a nuestras filas, tanto mejor para vosotros, porque seréis recompensados.

Recordad que “el que da recibe y mientras más da más recibe; ésa es la Ley”. Pero “el que nada da, nada recibe”...

SACRIFICAOS POR LA HUMANIDAD, ofertad vuestras vidas en el Ara del Supremo Sacrificio por todos los seres vivientes. Así, mis queridos hermanos, marcharéis por la Senda, por las Rocallosa Senda que ha de conducirlos a la auténtica, a la legítima Felicidad.

Hasta aquí mis palabras, mis queridos hermanos gnósticos brasileños. ¡Paz Inverencial!...

Discípulo. Venerable Maestro Samael Aun Weor: Nosotros vamos aprovechar la oportunidad de su presencia para pedirle que nos aclare sobre la cuestión de la carne. Inicialmente, en sus libros, usted decía que era totalmente prohibido comer carne y, ahora, en su último libro, titulado “El Misterio del Áureo Florecer”, usted nos aconseja a comer carne. Por lo tanto, ¿a cuál atendemos?

Maestro. Con el mayor gusto daré respuesta a nuestro hermano G. y a todo Movimiento Gnóstico Brasileño. Indudablemente, mis caros hermanos, he hecho experimentos en relación con el SISTEMA VEGETARIANO...

Me viene en estos instantes a la memoria, el caso concreto de un pobre can o perro enflaquecido... En cierta ocasión, estando yo totalmente fanatizado por el Sistema Vegetariano, quise también convertir en Vegetariano a este pobre y desdichado animal. Indudablemente, sí, aprendió la lección y, cuando ya la aprendió, murió. Observé en detalle todos los síntomas de la enfermedad, tal cual acaeció. Así comencé mis experimentos...

Más tarde, hallándome en la República de El Salvador, cuando quería subir una calle de tipo más bien muy inclinado, perpendicular, sudaba terriblemente. Me hallaba en un estado de debilidad espantosa. Comenzaba mi organismo a presentar los mismos síntomas del animal de nuestro experimento.

Aquí, en la ciudad capital de México, conocí al director de un Ashram, un alemán, fanático vegetariano, insoportable. Presentó los síntomas del perro y, poco a poco, lo vi desfallecer, hasta que murió.

Conocí también a otro caballero, de nombre Lavagni, que se dedicaba a la Yoga y a la Astrología, fanático Vegetariano insoportable. Se debilitó su cuerpo lo mismo que el perro; presentó los mismos síntomas de aquel pobre can enflaquecido, que en la polvosa puerta se sentaba siempre a la vera del camino, para contemplar a las gentes que pasaban... Murió el tal Astrólogo de quien les he habla y eso fue lamentable... Supe de otro caballero también que presentó los mismos síntomas del perro y murió...

Alguien me llamó, más tarde, para que le hiciese curaciones de tipo magnético. Se trataba de una persona muy importante: Una dama que gozaba de cierto prestigio, fanática Vegetariana. Postrada en cama, desfallecía la infeliz. Y cuando le hablé yo sobre el Sistema Vegetariano y sobre los síntomas del perro, y cuando le dije que todos los que había conocido, Vegetarianos fanáticos, se debilitaban poco a poco hasta morir, me dijo ella que:

¿Cuáles eran esos síntomas, que ella quería conocerlos. Mi respuesta fue:

Los mismos que usted está presentando en estos momentos...

La dama, posiblemente ya había comprendido la cuestión y se separaba siempre, pues, de sus “correligionarios de cocina” (digo así, entre comillas, porque muchos han hecho del Vegetarianismo una religión de cocina). Y continuó diciéndome que, entonces, a escondidas, donde sus compañeros de religión de cocina no se dieran cuenta, la infeliz no dejaba de comerse, ahora, su buen pedacito de carne de pescado, etc., etc., escondiendo, sí, los platos inmediatamente se presentase alguno de sus compañeros de restaurante.

Comprobé, pues, hasta la saciedad que los pocos Vegetarianos que vivían aquí, en la ciudad capital de México, y se habían sostenido durante años con su régimen, no eran radicalmente Vegetarianos. A escondidas, donde nadie los viera, se comían sus pedacitos de carne o de pescado, etc., etc. Reflexionad en esto, hermanos, porque es bastante interesante...

Obviamente, sabemos que existe una Ley llamada “El ETERNO TROGO AUTOEGOCRÁTICO CÓSMICO COMÚN”. Esta Ley deviene del Eterno Okidanock, Omnipresente y Omnipenetrante. Quiero que sepáis que la Ley del Eterno Trogo Autoegocrático Cósmico Común tiene dos factores: TRAGAR Y SER TRAGADO; mutua alimentación recíproca de todos los organismos. “El pez grande siempre se tragará al chico”, y todos los organismos viven de todos los organismos. Y por muy Vegetariano que seamos, el día en que fallezcamos, nuestro cuerpo físico será tragado por los gusanos, de acuerdo con la Ley del Eterno Trogo Autoegocrático Cósmico Común.

Así pues, el Vegetarianismo de hecho ataca a esa Gran Ley del Eterno Trogo Autoegocrático Cósmico Común. Tal Ley se desenvuelve de acuerdo con la Ley del Eterno Heptaparaparshinock, es decir, de acuerdo con la LEY DEL SIETE, y también de acuerdo con la Ley del Santo Triamazikamno, es decir, de acuerdo con la LEY DEL TRES. Estamos, pues, planteando Leyes...

Los habitantes de Venus, que son muy avanzados, mucho más avanzados que los Terrícolas, que están a tono con el Cosmos infinito, comen carne de pescado y frutas. No son, pues, Vegetarianos. ¿Por qué los Terrícolas quieren ahora corregirle la Ley, corregirle la “plana” al Demiurgo Arquitecto del Universo?

¡Reflexionad, hermanos! No quiero deciros que os convirtáis en carnívoros fanáticos, porque eso sería irnos al otro extremo...

D. Vamos aprovechar, para que quede un poco más claro, lo que usted nos hable sobre la Ley de Enoch, de que en la época de Primavera no debemos comer carne, porque está muy influenciada, muy cargada con las fuerzas sexuales de los animales. Empero, en el Brasil, la Primavera es en epoca diferente de aquí. Entonces, ¿cuál será la época cierta, en Primavera o después de la Semana Santa, en el Viernes Santo?

M. Con el mayor gusto daré respuesta aquí, a nuestro hermano G. y, por su mediación, a todos nuestros hermanos gnósticos de la República del Brasil. Indudablemente, en la PRIMAVERA la vida se encuentra pujante y activa, y el impulso animal es muy poderoso. Las pasiones animales, por tal motivo, se desatan y, obviamente, las carnes se encuentra muy cargada también del PRINCIPIO PSÍQUICO ANIMAL INFERIOR.

En la América del Sur, las estaciones están invertidas. Esto no invalida nuestras afirmaciones. En la Primavera de la América del Sur, suceden fenómenos similares a los que acaecen en la Prima-vera del Hemisferio del Norte.

No quiero con esto decir, definitivamente, que no se pueda probar algo de la carne en la Primavera. Dije, en forma muy marcada, que lo que sucede es que, en aquella época, los Principios Animálicos Bestiales se encuentran intensificados. Entonces, conviene DOSIFICAR UN POCO MÁS LA CARNE, eso es todo; COMERLA EN MENOR CANTIDAD, eso es todo.

D. ¿Por la época de la Primavera?

M. POR LA ÉPOCA DE LA PRIMAVERA, ¡Claro! Con esto queda aclarado lo que hemos afirmado en algunas obras. ¡He dicho!

D. Aprovechando la oportunidad, vamos formular a nuestro Venerable Maestro Samael Aun Weor una pregunta que muchas hermanas brasileñas nos han hecho. Maestro, ¿por qué las mujeres tienen que tomar cuerpo de hombre para alcanzar la Iniciación Venusta?

M. Con el mayor placer, daré respuesta a la pregunta. Ciertamente, la Iniciación Venusta es la Octava Superior de la Iniciación del Fuego. Normalmente, el Iniciado que ha llegado a la Quinta Iniciación del Fuego puede, desde ese momento, entrar a la Iniciación Venusta.

Entonces, comenzaría por la Primera Venusta, Octava Superior de la Primera del Fuego; seguiría, Segunda Venusta, Octava Superior de la Segunda del Fuego; Tercera Venusta, Octava Superior de la Tercera del Fuego; Cuarta Venusta, Octava Superior de la Cuarta del Fuego; Quinta Venusta, Octava Superior de la Quinta del Fuego; luego a continua con la Sexta Venusta, Séptima Venusta y Octava Venusta. Al llegar a la Octava se entra ya al Templo de los Dos Veces Nacidos, se llega a la cumbre, por decirlo así, de la Primera Montaña, que es la de la Iniciación.

En cuanto a las mujeres, mis caros hermanos, daré explicación: La mujer también puede recorrer, con entera claridad, todas las Cinco Iniciaciones del Fuego. Cuando la mujer (y eso es algo que voy a aclarar en forma plena), si tiene su cuerpo demasiado gastado, pesado, viejo, cuando ya no puede realizar la Gran Obra y necesita entrar a la Venusta, entonces se le da un nuevo cuerpo más favorable para el trabajo, un cuerpo de orden masculino. Ya con ese vehículo, cargado de virilidad, puede, de hecho, meterse en el trabajo de la Venusta; eso es todo.

Mas si la mujer, todavía, está fuerte, joven, si verdaderamente ha logrado llegar a las alturas del Adeptado en una sola reencarnación, también puede entrar a la Venusta con ese cuerpo femenino. No sería forzoso, en este caso, cambiar de vehículo, con el mismo que tiene podría entrar en la Iniciación Venusta.

Esto no resulta contradictorio con lo que estoy diciendo. Lo que pasa es que muchas damas llegan a la Quinta Iniciación del Fuego estando ya muy viejas, cuando ya tienen que desencarnar. Entonces, la Gran Ley les da un vehículo masculino para que continúe en su trabajo. El caso de la Blavatsky es un hecho concreto: desencarnó ya muy anciana. Entonces, ahora se le dará un cuerpo masculino para que pueda entrar con energía la Iniciación Venusta.

Pero, repito: SI EL CUERPO ESTÁ JOVEN, si el cuerpo puede soportar las ordalías de la Iniciación, si todavía puede transmutar sus Energías Creadoras, pues, también PUEDE LOGRAR LA VENUSTA en su presente existencia y con el cuerpo que tiene; esto es todo.

D. Venerable Maestro Samael Aun Weor, Vamos aprovechar, una vez más, nuestra estadía en México para que seamos aclarados lo más posible. Entonces, preguntamos al Maestro: ¿Cuál es la constitución real del ser humano? ¿Qué es que lo debemos fabricar, qué es lo que ya tenemos? ¿Qué es el Íntimo, qué es el Ser?

M. Comprendo vuestra inquietud, hermano G. Y comprendo también las inquietudes de to-dos nuestros hermanos gnósticos de la República del Brasil.

Considero necesario que se reproduzcan nuestras obras, “El Misterio del Áureo Florecer” y, muy especialmente, nuestra última obra titulada “Las Tres Montañas”. Allí hemos explicado claramente lo que se debe fabricar. Obviamente, no es el Ser lo que debemos fabricar, porque “el Ser es El Ser y la razón de ser del Ser es el mismo Ser”. El Ser, en sí mismo, no tiene principio de días ni fin de días. Es lo que es, lo que siempre ha sido y lo que siempre será.

Entonces, ¿qué es lo que debemos fabricar? Las diversas Escuelas del Pensamiento enfatizan la idea de que nosotros todos poseemos los CUERPOS EXISTENCIALES SUPERIORES DEL SER. Todas las organizaciones pseudo-esotéricas y pseudo-ocultistas, afirman que poseemos un Cuerpo Astral, que tenemos un Cuerpo Mental individualizado y que también poseemos el Cuerpo Causal o Cuerpo de la Voluntad Consciente.

Arturo Powell ha escrito bellezas sobre los Cuerpos Internos del Hombre; Mr. Leadbeater ha estudiado en detalle el Astral, el Mental, el Causal, etc., etc., etc.; Helena Petronila Blavatsky, cita a tales vehículos en sus diversas obras; Rudolf Steiner, Max Heindel, Krumm Heller, etc., también mencionan a tales Vehículos Suprasensibles.

Ha llegado la hora en que nosotros enjuiciemos tales afirmaciones, de que (con el escalpelo de la critica constructiva), desnudemos a esos valores para ver lo que tienen de verdad. Yo conceptúo, yo afirmo claramente, de que los citados autores (algunos de ellos investigadores competentes), no han dado la Enseñanza completa en este sentido.

Mr. Leadbeater, por ejemplo, veía el Cuerpo Astral y lo afirmaba; veía el Mental y lo afirmaba; el Causal y lo afirmaba. Pero es que Mr. Leadbeater veía los Cuerpos Astral, Mental y Causal de aquellas personas que sí los poseen. Jamás se detuvo a analizar, juiciosamente, si todas las personas poseen tales Cuerpos. ¿En qué obra me pregunto, y pregunto a ustedes, alguna vez Mr. Leadbeater enfocó ese problema? ¿Cuándo hizo una discriminación, o una diferenciación completa entre los que tienen y los que no tienen tales vehículos? VIO QUE ALGUNOS POSEEN LOS VEHÍCULOS Y PENSÓ QUE TODOS LOS TENÍAN. HE AHÍ EL ERROR. Ése es el mismo error de todos los investigadores Ocultistas y Esoteristas, o mejor dijéramos, pseudo-ocultistas y pseudo-esoteristas.

Que me dispense el Señor Leadbeater, pero estoy afirmando lo que es verdad. No quiero con esto decir que Leadbeater no fuese un Clarividente auténtico. Tampoco estoy negando que el haya sido un Maestro. Obviamente que si lo fue, y conozco muy bien Mr. Leadbeater en los Mundos Superiores: ¡Es todo un Maestro!...

Tampoco estoy negando las Facultades de los distintos investigadores. Únicamente estoy aclarando algo que no se había aclarado. Estoy estudiando, juiciosamente, esta cuestión desde un nuevo ángulo, en detalles, minuciosamente. Estoy viendo facetas que ellos no vieron; y afirmar esto, decirlo, no es una critica destructiva. Quiero, más bien, complementar mis Enseñanzas con esos autores.

No todos los seres humanos, o mejor dijéramos, hablo claro, corrijo la palabra “humanos”, digo más bien: no todos los “humanoides” poseen tales vehículos, por el hecho mismo de ser “humanoides” no pueden poseer tales vehículos.

Esos vehículos son de los humanos, no de los “humanoides”. Puede que lo que estoy diciendo lastime a algunos oídos suspicaces. Pero, hay que hablar claro. Distíngase entre humanos y “humanoides”. Distíngase entre HOMBRES AUTÉNTICOS y “HOMÚNCULOS RACIONALES”.

Para ser un legítimo humano, en el sentido más completo de la palabra, para ser un Hombre real y verdadero, se necesita poseer los Cuerpos Existenciales Superiores del Ser. Quien no posee tales Cuerpos, no es tampoco un ser humano. Será un “humanoide”, pero no un humano; será un “homúnculo”, pero no un Hombre. Ampliemos este concepto y miremos a la humanidad entera. Está formada por “animales intelectuales”. Es difícil hallar un Hombre...

Recuerden ustedes la fábula aquella de Diógenes con su linterna. Anduvo por todas las calles de Atenas buscando un Hombre y no lo halló...

Aquí, mi amigo Alejandro Salas, dice que sí lo encontró y, que lo descubrió en Francia: ¡Qué era Marat! No hay duda que Marat fue un Gran Iniciado, eso es así. Todo ese grupo de la Revolución Francesa es bastante interesante...

Pero, realmente, es difícil hallar un Hombre. Nadie nace con un CUERPO ASTRAL, excepto los Hombres. El Cuerpo Astral hay que fabricarlo en la FORJA DE LOS CÍCLOPES. Es bueno saber que del Semen, en el Ens Séminis, en el Esperma Sagrado, existe el HIDRÓGENO SEXUAL SI-12.

Aprender a transmutar el Ens Séminis en Energía Creadora, es indispensable. Saber transmutar, dijéramos, ese Hidrógeno Sexual Si-12 es urgente. Cuando nosotros transmutamos la Entidad del Semen, fabricamos entonces el Cuerpo Astral. El Hidrógeno Sexual Si-12 viene a empapar primero las células orgánicas y, luego, toma forma concreta y definitiva en el Cuerpo Astral.

Una vez que nosotros hemos fabricado tan precioso vehículo, se hace indispensable poseer una MENTE INDIVIDUAL. El “humanoide intelectual” no tiene Mente Individual. Tiene “mentes” y eso es diferente.

Al hablar así, quiero que reflexionéis: Muchos han considerado al Ego como algo Divino, subliminal, inefable. Se habla del Yo Subliminal de Miers, se coloca al Ego en todos los altares, se le diviniza, se le deifica. Mas en verdad, hermanos, os digo que el Ego es una suma de agregados psíquicos, un conjunto de Yoes-Diablos que personifican nuestros deseos, nuestras emociones, nuestras pasiones, etc., etc., etc. Cada uno de estos Yoes, cada uno de estos agregados psíquicos, poseen su propia “mente” particular.

Entonces, obviamente, nosotros no tenemos una Mente Individual, sino un conjunto de “mentes”, y eso es diferente.

Cuando el Yo de la ira predomina en determinado momento, el individuo piensa en forma iracunda. Todo lo que concibe cree que es lo último y la última palabra. Cuando codicia, traza planes y proyectos, etc., etc., y se cree ser el único. Cuando está lleno de celos, dice: “Yo tengo celos”, y cree, siente que es la última palabra. Cada Yo que se manifiesta en un momento dado en nuestro organismo, cree ser el último, el postrero, el definitivo, mas no hay tal...

Cada uno de esos tiene su “mente” y, por tal motivo, nosotros todos, estamos LLENOS DE CONTRADICCIONES. Tan pronto afirmamos una cosa como la negamos. Tan pronto juramos leal-tad ante el ara de la Gnosis, como violamos esa lealtad. Tan pronto juramos amor a otra persona como nos retiramos. Conclusión: ¿Donde está la Individualidad de la Mente?

Cada Yo tiene su “mente”, sus ideas propias, su criterio propio; y todos estos Yoes, dentro del cuerpo, luchan incesantemente unos contra otros y todos contra todos. Todos estos Yoes quieren cada uno controlar la máquina orgánica. Entonces, ¿donde está la Individualidad de la Mente? No hay Mente sino “mentes”.

Necesitamos fabricar un Cuerpo Mental, y eso es posible mediante la TRANSMUTACIÓN DEL ESPERMA SAGRADO EN ENERGÍA. Cuando nosotros transmutamos el Hidrógeno Sexual Si12 entonces conseguimos fabricar ese Cuerpo Mental. Así, y solo así, venimos a tener Mente Individual.

Mucho más tarde, se hace necesario poseer un CUERPO CAUSAL, un Cuerpo de la Voluntad Consciente. Todos los seres “humanoides” no hacemos otra cosa sino sufrir. Realmente las gentes son VÍCTIMAS DE LAS CIRCUNSTANCIAS, nadie sabe determinar circunstancias, son víctimas de ellas. Cuando uno desarrolla el Cuerpo de la Voluntad Consciente puede determinar las circunstancias, puede originar un nuevo orden de cosas, es dueño responsable de sus actos, antes no; antes es un irresponsable.

Así pues, mis caros hermanos, una vez que uno ha fabricado los Cuerpos Existenciales del Ser, entonces sí, puede darse el lujo de encarnar a ese Principio sutil llamado “ALMA HUMANA”; y sólo así venimos, realmente, a convertirnos en HOMBRE CON ALMA, en Individuos verdaderos, en Individuos legítimos, en Hombres auténticos, en Humanos reales.

Observen ustedes el panorama de todas las cosas: Lo único que vemos en el mundo son criaturas irresponsables, “animales intelectuales”, “humanoides racionales”. Raro es encontrar un Hombre real, un Hombre auténtico.

En los Mundos Internos podemos darnos cuenta quiénes poseen los Cuerpos Existenciales Superiores del Ser y quiénes no los poseen. Así pues, repito: No es el Ser lo que necesitamos fabricar. El Ser es el Ser y él es eterno, a él no hay necesidad de fabricarlo. Lo que necesitamos es crear los Cuerpos Existenciales Superiores para el Ser, y eso es diferente. ¿Entendido?

D. Maestro, ¿y el proceso de encarnar o de recibir o de ligarnos con los Tres Principios Superiores de Atman, Buddhi y Manas? ¿Qué es el Alma Humana y qué es el Alma Divina?

M. Voy a dar respuesta a esta pregunta: La Trimurti Indostánica es una tremenda realidad. ATMAN es el ÍNTIMO, el Ser. BUDDHI es la ALMA ESPIRITUAL y es femenina. MANAS SUPERIOR es el ALMA HUMANA y es masculina.

Así pues, el Íntimo, el Ser, tiene dos Almas. La primera es la Alma Espiritual que es femenina (repito). La segunda es la Alma Humana, que es masculina (repito). Cuando hemos creado los Cuerpos Existenciales Superiores del Ser, mediante el cumplimiento del DEBER PARLOCK, es decir, del Deber Cósmico, entonces, encarna en nosotros el Alma Humana y nos convertimos en Hombres Legítimos y verdaderos (bueno, y si es una Dama Adepto la que está haciendo la Obra, obviamente ella encarna su Alma Humana y se convierte, pues, en un ser Humano Auténtico, legítimo y verdadero. Lo que estoy diciendo se aplica a los dos sexos, masculino o femenino).

Mas, Buddhi es diferente; Buddhi, el Alma Espiritual, es algo distinto: Para encarnar al Alma Espiritual, al Buddhi, se necesita haber pasado más allá de la Iniciación Venusta. Solamente puede encarnar al Buddhi, aquél que ha realizado el trabajo en la Esfera Lunar. Es un trabajo de orden superior que está más allá de las Iniciaciones, que corresponde a la Segunda Montaña. (Ya sabemos que hay Tres Montañas, entre paréntesis; la Primera es la de la Iniciación, la Segunda la de la Resurrección y la Tercera la de la Ascensión).

Para poder fabricar, digo, para poder encarnar (aclaro) el Alma Espiritual, el Buddhi, hay que haber trabajado en la Esfera Lunar. Sólo los quien ha realizado los trabajos íntegros de la Esfera Lunar (trabajo que corresponde a la Segunda Montaña, a la de la Resurrección), pueden encarnar a su Alma Espiritual.

“Dentro del Alma Espiritual, que es como un vaso de alabastro fino y transparente, arde la Llama de Prajna”, es decir, la Llama del Ser, del Íntimo.

Quien encarna su Alma Espiritual, obviamente encarna al Íntimo; porque él está dentro del Alma Espiritual, en la misma forma en que una llama purísima está dentro del receptáculo que la contenga, dentro de una lámpara, dijéramos. Por eso, en la “Voz del Silencio”, la Blavatsky habla claro diciendo: “Dentro del Buddhi, como en un vaso de alabastro fino y transparente, arde la Llama de Prajna”, es decir, el Íntimo.

Claro que, al encarnar uno al Buddhi (dentro del cual está la Llama de Prajna, el Íntimo), se convierte uno en Ángel, se eleva al Estado Angélico, aunque tenga cuerpo humano. No importa que cuerpo tenga, sea de hombre o sea de mujer.

¡LA MUJER TIENE LOS MISMOS DERECHOS QUE EL HOMBRE!, y eso hay que puntualizarlo, hablarlo claro. Y, si nosotros podemos elevarnos al Estado Angélico, la mujer tiene los mismos derechos, también puede hacerlo en ésta misma existencia, aquí y ahora.

Así pues, encarnar al Buddhi resulta bastante interesante. Pero debemos empezar por crear los Cuerpos Existenciales Superiores del Ser, para encarnar primero el Alma Humana y, después, al Buddhi. Entonces, nos convertimos en Ángeles; y es indispensable que nosotros nos convirtamos en Ángeles. Eso es todo... Discurso Gnóstico sobre los Tiempos Postreros