• Inicio
  • La Revolución de la Dialectica

La Revolución de la Dialectica: Capítulo 88.- La Iluminación

LA ILUMINACIÓN

Practicad en orden las enseñanzas de la Revolución de la Dialéctica. Comenzad vuestra Revolución Integral desde este momento. Dedicad tiempo al sí mismo porque así, tan vivos como estáis, con ese tremendo Yo adentro, sois un fracaso.

Quiero que vosotros os resolváis a morir radicalmente en todos los niveles de la mente.

Muchos se quejan que no pueden salir en astral a voluntad. Cuando uno despierta la conciencia, la salida en astral deja de ser un problema. ¡Los dormidos no sirven para nada!.

Continuar leyendo


Imprimir

La Revolución de la Dialectica: Capítulo 85.- El Individuo y la Sociedad

EL INDIVIDUO Y LA SOCIEDAD

La sociedad es la extensión del individuo. Si el individuo es codicioso, cruel, despiadado, egoísta, etc., así será la sociedad. Es necesario ser sincero consigo mismo; cada uno de nosotros está degenerado y por lo tanto la sociedad tiene que ser degenerada inevitablemente. Esto no lo puede resolver el monstruo terrible del materialismo, esto sólo lo puede resolver el individuo a base de su revolución integral.

Ha llegado la hora de reflexionar sobre nuestro propio destino. La violencia no resuelve nada. La violencia sólo puede conducirnos al fracaso. Necesitamos paz, serenidad, reflexión, comprensión.

Continuar leyendo


Imprimir

La Revolución de la Dialectica: Capítulo 84.- El Avatara

EL AVATARA

Los Avataras no se pueden olvidar de la cuestión social, por eso es que Quetzalcoatl se manifestó en dos aspectos: social y psicológico.

En mi caso personal me he preocupado de estos dos aspectos: los problemas humanos, orientados a solucionarse por medio de la revolución de la conciencia de una manera dialéctica; y los problemas del capital y el trabajo, encaminados a solucionarse mediante el POSCLA.

Continuar leyendo


Imprimir

La Revolución de la Dialectica: Capítulo 83.- El Misterio

EL MISTERIO

Los Dharma‑palas son los terribles Señores de la Fuerza que se han lanzado contra las aberraciones materialistas de los chinos comunistas.

Personalmente estaré en el Tibet porque en este sagrado lugar se gestan grandes cosas. Estaré ayudando a los tibetanos para acabar con los rastros de abominación que han dejado los chinos.

El Shan-Gri-La está en la cuarta dimensión y es una ciudad Jinas. Allí se encuentra el Venerable Maestro Kout Humi.

Continuar leyendo


Imprimir